Cómo hacer crecer las pestañas

Unas pestañas largas e hidratadas potencian la belleza de los ojos al máximo.

Desafortunadamente, no todas tenemos la suerte de tener unas pestañas largas y abundantes y debemos tener en cuenta que estas crecen de forma más lenta.

Aún así, hay una serie de trucos de belleza que podemos poner en práctica para tener unas pestañas más largas de forma completamente natural.

Sigue leyendo este artículo y descubre cómo hacer crecer las pestañas.

Una mala alimentación.

Lo que comes diariamente también tiene un efecto en el crecimiento de las pestañas. Y es que hay vitaminas y minerales determinados que ayudan a que crezcan más rápido, más fuertes y de forma saludable. Algunos de los nutrientes que necesitas son:

Antioxidantes.

Y los encuentras en frutos del bosque, tomate, kiwi, aguacate, germen de trigo, aceite de oliva, frutas cítricas, vegetales de hoja verde.

Biotina.

Esta está presente en la yema de huevo, levadura de cerveza, pescado azul, coliflor, nueces, fresas, frambuesas, plátanos.

Omega 3

Que se encuentran en  el pescado azul, aceites vegetales, semillas de chía o de linaza, frutos secos, aceite de pescado.

Maquillar tus pestañas a diario

Si tienes este hábito es importante que al finalizar el día desmaquilles tus ojos y pongas especial atención a la limpieza de las pestañas, pues lo restos de máscara acumulados pueden hacer que se acaben debilitando en exceso y se partan. Solo tienes que comprar un desmaquillante específico para ojos y aplicarlo con un disco de algodón sobre los ojos para retirar toda la pintura. En el caso de que utilices máscara de pestañas waterproof (resistente al agua) deberás elegir una loción bifásica, la cual combina una base acuosa con una oleosa y es la mejor opción para eliminar por completo el maquillaje resistente.

Adquirir el hábito de cepillar las pestañas a diario también favorecerá su crecimiento y, a la larga, se verán más gruesas y brillantes. Lo mejor es que compres un cepillo específico para las pestañas como el que se muestra en la imagen; solo tendrás que empezar a peinarlas desde la raíz hasta las puntas cuando estén bien limpias. Si no puedes disponer de este cepillo, otra opción es limpiar y usar el cepillo de un rímel que se haya acabado o que ya no utilices.
Sin duda, el mejor truco para hacer crecer las pestañas es nutrirlas en profundidad mediante productos que las hidraten y fortalezcan evitando su deterioro prematuro. Entre los más efectivos, encontramos el aceite de oliva y el aceite de ricino, ambos son ideales para estimular el crecimiento de las pestañas y mantenerlas bien acondicionadas. Lo mejor es que viertas unas gotas de alguno de estos aceites en el cepillo de pestañas o en un disco de algodón para aplicarlo sobre ellas justo antes de irte a dormir, así actuará durante toda la noche. Hazlo cada día y verás como en muy poco tiempo, notas la diferencia.

Además de estos aceites, hay un producto que es un perfecto lubricante natural para fortalecer las pestañas y acelerar su crecimiento si se usa de forma continua. Se trata de la vaselina, una loción con muchos usos cosméticos que puedes conseguir fácilmente en grandes supermercados, perfumerías o farmacias. Aplica un poco de vaselina justo en la base de las pestañas cada noche y, al día siguiente, enjuaga los ojos; es muy pocas semanas verás cómo tus pestañas están mucho más hidratadas y hermosas.
Las pestañas debilitadas pueden encontrar un gran aliado para prevenir su caída en la manzanilla, pues ayuda a fortalecerlas y a alargarlas de manera natural. Además, es una planta terapéutica con muchísimos beneficios para la salud ocular. Para hacer el tratamiento, prepara una infusión de manzanilla, cuela el líquido y cuando se enfríe, aplica un poco sobre las pestañas tanto superiores como inferiores con la ayuda de un disco de algodón.

Si además de esto, quieres ver más tratamientos naturales que favorezcan el crecimiento de tus pestañas, te invitamos a leer el artículo Remedios caseros para fortalecer las pestañas. No olvides también que los rayos UV debilitan muchísimo las pestañas, por lo que una buena manera de protegerlas frente al sol es aplicar una máscara de pestañas transparente con componentes hidratantes antes de la exposición, así como usar gafas de sol siempre que sea posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *